miércoles, 11 de abril de 2012

Los errores y aciertos de quienes dicen vaticinar terremotos para Chile

Los errores y aciertos de quienes dicen vaticinar terremotos para Chile

Desde científicos hasta profetas han lanzado sus augurios sobre futuros megasismos para nuestro país. Coincidencia o no, sólo la naturaleza lo sabe. Aquí, los más recordados.

SANTIAGO.- Latente en la memoria de los chilenos continúa el terremoto del 27 de febrero de 2010. Más aún, cuando la zona central del país ha sido afectada por fuertes temblores y varios "personajes" se atreven a seguir vaticinando cataclismos para nuestro país.

Uno de ellos fue Pedro Gaete Valenzuela, quien saltó a la palestra luego de pronosticar un megasismo de magnitud 9,2 Richter para la semana pasada, basándose en el supuesto uso de ondas dirigidas por parte de Estados Unidos que, según dijo, practica el "geoterrorismo" mediante su tecnología Haarp.

"La utilizan para atacar deliberadamente, provocando catástrofes naturales", sostuvo este científico que fue desmentido por la Universidad de Chile, tras señalar que era egresado de Ingeniería Eléctrica desde ese plantel.

Pero el caso del director ejecutivo del Observatorio Sísmico Solar -que ya en 2010 afirmó también que Chile sería cortado en 3 partes- no es el único. Las teorías apocalípticas de estos "variopintos" agoreros cobran fuerza cada vez que tiembla fuerte, como lo acontecido el domingo pasado.

Dicho sismo hizo recordar el estudio publicado el 30 de enero de 2011 en la Revista Científica Nature GeoScience, donde un grupo de expertos de EE.UU., Irlanda del Norte e Italia anunciaba un nuevo megasismo en la misma zona del 27-F, argumentando que éste "había liberado sólo parcialmente la energía en lo profundo de la corteza".

Y aunque los especialistas nacionales insistan en que los terremotos "no pueden ser predecidos ni menos su fecha", hay algunos que discrepan parcialmente de tal postura. "La ruptura (de las placas tectónicas) se produciría entre Arica y Antofagasta, que son cuatrocientos y tantos kilómetros (...). Puede ser este año, el próximo o en diez", dijo el sismólogo Armando Cisternas, de la U. de Chile.

Tal anuncio también fue realizado en marzo de 2010 por el observatorio boliviano "San Calixto", que calculó un período de ocurrencia de un gran terremoto en la zona cada 150 años aproximadamente y "en la actualidad, bordeamos el cumplimiento de ese lapso".

¿Mandato divino?

La ocurrencia del megasismo del 27 de febrero abrió la puerta a los autodenominados profetas. Efraín Barraza, conocido como el Mago Yin, figuró el 27 de diciembre de 2009, tras anunciar que "en el 2010 en Chile habrá un terremoto muy grande. Va a ser como el de Valdivia en el '60 y va a morir mucha gente".

Si bien no tuvieron la misma difusión que el anuncio del salvadoreño, ese mismo año otras dos profecías sobre el megasismo tuvieron escenario en Arica y Antofagasta. La primera a cargo del predicador evangélico estadounidense John Harris (13 de diciembre), quien aseguró que Dios le dijo: "Ve a Chile y diles lo que va a suceder pronto un avivamiento y un terremoto tan grande como nunca más antes había sucedido".

Y la segunda, en voz del keniata David Owuor, cuya prédica del 24 de enero de 2009 -que circula en Youtube- advertía sobre un "juicio para Chile". En su mensaje, el autodenominado "cuarto profeta de Dios junto con Elías, Moisés y Daniel" llamaba al arrepentimiento de la Iglesia y creyentes, de lo contrario "habría diversas catástrofes como tsunamis y terremotos".

Así, basta con indagar en la web para encontrar otras tantas profecías sobre un megasismo en el cono sur. Coincidencia o no, sólo la naturaleza lo sabe.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada